Policía rusa detiene al opositor Alexéi Navalny al aterrizar en Moscú

Alexéi Navalny, crítico del Kremlin, fue arrestado a su llegada a Moscú, la capital de Rusia, en el control de pasaportes del aeropuerto Sheremétievo. Las autoridades rusas ya habían amenazado con detenerlo por cargos pendientes. Navalny retornó este domingo desde Alemania, donde llevaba meses recuperándose de un envenenamiento por el que culpa al Gobierno ruso.  

Detenido al pisar suelo ruso: Alexéi Navalny, el principal crítico del Gobierno de Vladimir Putin, fue detenido minutos después de bajar del avión con el que regresaba desde Alemania a Moscú. El servicio de prisiones ruso confirmó su detención. Varias agencias y medios digitales presenciaron cómo las autoridades rusas lo arrestaron en el control de pasaportes del aeropuerto moscovita Sheremétievo.

El servicio de prisiones asegura que la detención responde a múltiples violaciones de su libertad condicional y de los términos de una sentencia suspendida de 2014. Precisamente por esta condena, las autoridades habían emitido una orden de captura contra Navalny hace una semana. Permanecerá bajo custodia a la espera de que los tribunales rusos tomen alguna decisión sobre su caso: la autoridad penitenciaria pide, por ejemplo, que las cortes levanten la suspensión de la condena de 2014 para que cumpla los tres años y medio de prisión a los que fue condenado.

El opositor llevaba desde agosto de 2020 en Alemania, donde llegó en estado de coma provocado por un supuesto envenenamiento. En ese momento, el envenenamiento era solo una sospecha, pero poco después las autoridades alemanas confirmaron que habían detectado en el cuerpo de Navalny rastros del agente nervioso Novichok, un fármaco desarrollado como arma química por la Unión Soviética.

Tras meses de recuperación, Navalny decidió volver a Rusia para defender su inocencia. El opositor mantiene que todos los cargos formulados en su contra han sido "fabricados" por el Kremlin y además acusa a las autoridades rusas y al presidente, Vladimir Putin, de ser los responsables de su envenenamiento. El Kremlin ha negado repetidamente estos señalamientos. 

El avión que transportaba a Navalny desde Alemania hasta Rusia debía aterrizar en el aeropuerto de Moscú Vnukovo, donde lo esperaban varios de sus seguidores y colaboradores. En el último momento, la aeronave se desvió hacia el aeropuerto de Sheremétievo. 

La policía antidisturbios intervino en Vnukovo para despejar el aeropuerto y detuvo a algunos de los colaboradores de Navalny, entre los cuales se ecuentra su hermano.

 

Comentar

Artículo Anterior Artículo Siguiente