El papa Francisco celebró este lunes su santoral con un gesto inédito en Roma. El Pontífice, en días marcados por el calor, regalará tres mil helados a los pobres de la zona.

Según consignan medios internacionales, Francisco quiso celebrar el día con los más necesitados de Roma, por ello estos postres serán distribuidos a las personas "que todos los días ingresan a los comedores populares, hogares y estructuras de la capital, administrados la mayoría por Caritas", indicaron desde el Vaticano.

Cabe recordar que Francisco, en el año 2014 y al cumplir 78 años, distribuyó cientos de sacos de dormir a personas sin hogar en la capital italiana. Además, instaló duchas para ellos y los invitó a almorzar.

Jorge Mario Bergoglio también creo el "Día Mundial de los Pobres", instancia celebrada el tercer domingo de noviembre y que pretende dar una jornada de esperanza y solidaridad hacia los más necesitados.

Comentar esta noticia

Artículo Anterior Artículo Siguiente