Isabel Allende: No hay que dar por sentada la democracia

 
La escritora chilena Isabel Allende advirtió en una charla en Miami que "hay que permanecer alertas" ante el avance de los movimientos ultraderechistas en Estados Unidos y el mundo, porque "para el momento que reaccionemos, puede ser ya muy tarde".

Hablando del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y de la reciente oleada de movimientos de ultraderecha y antiinmigrantes, la autora de éxitos como "De amor y de sombra" y "Paula" alertó que el riesgo de perder las instituciones siempre está latente.

"Pasó en España, en Italia, en Alemania, en Argentina...", dijo la escritora en inglés a las 500 personas que abarrotaron la noche del miércoles una sala del Miami Dade College.

Allende, de 75 años, presentaba en la Feria del Libro de Miami la edición para Estados Unidos de su última novela, "Más allá del invierno", lanzada en junio de este año en España.

"Chile tuvo la democracia más sólida y larga del continente", dijo como ejemplo, para referirse luego al golpe de estado militar que en 1973 derrocó al socialista Salvador Allende.

"Nadie lo vio venir, pero en 24 horas el país cambió. Mi pregunta entonces y mi pregunta ahora es cómo puede ser que en 24 horas teníamos centros de tortura".

"Creemos que nuestras instituciones son tan fuertes que algo así nunca nos pasará a nosotros. Pero tenemos que permanecer alertas. Porque damos (la democracia) por sentada y en cambio las cosas suceden, y para el momento en que reaccionemos ya puede ser muy tarde", aseguró.

Pero advirtió que el hecho de que ella se incline hacia la izquierda políticamente "no (la) ciega ante la situación en Venezuela", el país donde vivió tras exiliarse de Chile en 1975 y en el que escribió su primera novela, "La casa de los espíritus".

- "¡Léanlo en inglés!" -

"Más allá del invierno" cuenta la historia de tres personajes cuyas vidas se entrecruzan por una coincidencia que los ayuda a superar sus largos "inviernos" personales.

Uno de ellos es Evelyn, una guatemalteca indocumentada que llegó a Estados Unidos cuando era menor de edad atravesando la frontera a pie, y cuya peripecia es un espejo de la situación de los inmigrantes indocumentados en el país.

"Escribí este libro antes que Trump", aclaró. "Así que haber abordado este tema es una oportuna coincidencia".

Trump ganó la presidencia el año pasado con un agresivo discurso antiinmigrante en un país con 12 millones de personas sin papeles.

Pero "no estoy tratando de enviar un mensaje. Mi intención no es nunca predicar, mi intención es conectar", dijo Allende, autora de 23 libros con 70 millones de copias vendidas.

En una charla con AFP, contó que escribió este libro cuando vivía un "invierno" personal. Se acababa de divorciar de su marido de 20 años, Willie Gordon, y pensaba que el amor se había terminado para ella.

"Pero uno se enamora a los 75 igual como se enamora a los 15 y a los 25", dijo. "Y yo en mi vida quiero amor, quiero romance, quiero sexo".

Hace dos años, cuando ella tenía 73, conoció a Robert Cukras, un abogado que desde Nueva York le escribía cartas diariamente hasta que ella decidió ir a conocerlo en ocasión de un viaje.

Como "no se puede perder tiempo a esta edad", Cukras se mudará en diciembre al apartamento en el que ella vive ahora en California.

En la charla, Allende hizo reír al público a carcajadas con sus comentarios sobre sexo y el relato de sus rutinas.

"Todas las cosas importantes en mi vida suceden en español. Escribo, cocino y, por supuesto, hago el amor en español, porque me sentiría muy ridícula jadeando en inglés", dijo.

También mostró su sentido del humor al alentar a los lectores a no leer las versiones originales. "Los traductores hacen un gran trabajo, ¡léanlo en inglés! O mejor: ¡Esperen la película!".

Y matizó su éxito mundial diciendo que hay muchos grandes escritores que no han tenido la misma suerte que ella: "Yo sé que soy disciplinada y que trabajo mucho, pero no me merezco esto".

Related

isabel allende 8468056023820352113

Publicar un comentario

emo-but-icon

Hot in week

item