Guillier apuesta a reagrupar a la izquierda para frenar a Piñera


El candidato oficialista a la Presidencia de Chile, Alejandro Guillier, apuesta a reagrupar a la izquierda de cara a un probable balotaje para detener al favorito, el empresario derechista Sebastián Piñera.

A tres semanas de los comicios presidenciales en Chile, Guillier cree que la elección "va a ser muy estrecha", con una primera vuelta que será una especie de primaria para la izquierda chilena, que se presenta con seis candidatos.

"Vamos a ir a la primera vuelta como una especie de primarias del mundo progresista, pero yo creo que la inmensa mayoría de los ciudadanos vamos a concurrir a reagruparnos para la segunda vuelta y ahí vamos a entrar a una clara competencia con la derecha", dijo Guillier, en una entrevista en su comando de campaña con la AFP.

Los últimos sondeos le dan una clara ventaja a Piñera, que aspira a la reelección tras un primer gobierno, entre 2010 y 2014, cuando rompió la hegemonía de más de dos décadas de gobiernos de izquierda.

Con 34,5% de la intención de voto, el empresario sin embargo no podría evitar el balotaje. La última encuesta del Centro de Estudios Públicos (CEP) ?revelada este miércoles- le dio a Guillier 15,4% de las preferencias, mientras que en tercer lugar se ubicó la periodista y candidata del Frente Amplio -una recién creada agrupación de izquierda radical- Beatriz Sánchez, con 8,5% de las preferencias, marcando una caída de casi cinco puntos.

El cuarto lugar de las preferencias lo ocupa el izquierdista Marco Enríquez-Ominami, con 6,1%. Otros dos candidatos de izquierda apenas figuran en las encuestas.

"Nuestro gran desafío es vencer ese intento de instalar un pesimismo hacia el triunfo de nuestro sector y ser capaz de reagruparnos e ir a la competencia", dijo Guillier, periodista y sociólogo, de 64 años, que después de más de tres décadas de trayectoria en los medios de comunicación saltó a la política.

Otro desafío es convocar a la mayor cantidad de electores, en unos comicios -los séptimos desde el fin de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990)- con voto voluntario y estimaciones de una bajísima participación electoral.

"El gran desafío para nosotros, es movilizar al tradicional votante de izquierda (...) si nosotros movilizamos a nuestra gente, ganamos cómodamente", agregó el candidato del oficialismo, que por primera vez compite con dos candidatos de cara a la primera vuelta. A Guillier, se suma la presidenta de la Democracia Cristiana, Carolina Goic, cuya adhesión no supera un 5%.

"Si tenemos una votación sobre el 42-43%, gana la centro-izquierda. Mientras más restringido sea el universo electoral, más posibilidades para la derecha, porque hoy el voto de la derecha está más duro", afirmó.

- "Piñera es un riesgo para la gobernabilidad"-

Después de las reformas sociales impulsadas por la socialista Michelle Bachelet, un eventual triunfo de Piñera constituye un riesgo para la gobernabilidad de Chile, advirtió Guillier.

"Si es solo crecimiento económico, eso nos va a llevar a acentuar el cuadro de la concentración de la propiedad y de la riqueza y los ingresos, y eso nos pueden llevar a un cuadro de movilizaciones sociales que se pueden ir agudizando. Hay efectivamente una amenaza a la gobernabilidad" con Piñera, dijo.

También alertó sobre las incongruencias en las que ha incurrido el candidato derechista, un multimillonario empresario que protagoniza su tercera campaña presidencial, de la mano del conglomerado de derecha 'Chile Vamos'.

"Hay un discurso ambiguo, vago, de una persona que trata de proyectar una imagen de triunfo inevitable pero que tiene un montón de dudas internas", afirmó el candidato.

Sobre el futuro de las reformas sociales que impulsó Bachelet, entre ellas una educacional y laboral, Guillier prometió profundizarlas y acercarlas a la gente.

"Con Piñera no sabemos en rigor lo que va a hacer. Primero él dijo que iba a echar atrás estas reformas, con un discurso muy de derecha. Después, se dio cuenta de que iba a votar mucho más gente, y ahora está tratando de dar señales que se viene hacia el centro", dijo Guillier.

"El problema es que no es confiable esa candidatura. Nosotros sí tenemos claro que vamos a profundizar y mejorar esas reformas, siempre en la línea de mejorar una sociedad de garantías básicas, un modelo económico más diversificado y con nuevos motores, coronado con una nueva Constitución que tiene que ser construida con amplía participación ciudadana", agregó.

Entre sus promesas de campaña, destacan la conformación de una sociedad más inclusiva, una política migratoria abierta y avanzar hacia la diversificación productiva en un país que basa su economía principalmente en las exportaciones de cobre.

Relacionado

politica 7029878719243094359

Publicar un comentario

emo-but-icon

Mas Leido

Recent

Comments

Facebook

Popular

item